Saltar al contenido
Home » Blog » Aumenta el máximo exento en Renta por gastos de kilometraje

Aumenta el máximo exento en Renta por gastos de kilometraje

A mediados del mes de julio saltaba la noticia: Hacienda aumenta el máximo exento en Renta por gastos de viajes de kilometraje, de 0,19 a 0,26 euros por kilómetro. Nos han llegado varias consultas al respecto. Algunos nos preguntáis cómo os afecta este cambio, otros nos comentáis que no entendéis el cambio porque en vuestro trabajo ya os pagaban a 0,30 euros por kilómetro y otros no entendéis porque tenéis que pagar en Renta por una compensación que os pagan por usar vuestro propio coche. Así que, además de contestar a cada consulta que nos ha llegado, hemos considerado que era necesario resolver todas estas dudas en nuestro Blog. 

¿Qué es esto del gasto por kilometraje o gastos de locomoción?

Se conoce como gasto por kilometraje o gastos de locomoción al gasto que supone para un trabajador el uso de su vehículo propio por motivos laborales. Es decir, que por si tu trabajo estás obligado a desplazarte, por ejemplo, a visitar a un cliente, y lo haces con tu vehículo particular, la empresa debe compensarte por ese desplazamiento. 

Esta compensación que la empresa te paga se establece en función de un importe por cada kilómetro recorrido. Se entiende que esa compensación cubre el combustible y los gastos relacionados con el desgaste del vehículo y sus posibles averías, pero también el seguro y los impuestos relacionados con el vehículo.  

Además, si has tenido otros gastos relacionados con ese desplazamiento, como gastos de aparcamiento o peajes, tu empresa debe devolverte el importe total de esos gastos. Guarda todos los tickets y justifica con todo lo que puedas tu desplazamiento y los gastos relacionados.

¿Cuánto me van a pagar por gastos de viajes de trabajo con mi propio coche?

Si trabajas en el sector público, te pagarán 26 céntimos por cada kilómetro recorrido con tu vehículo en desplazamientos relacionados con tu trabajo. Deberás aportar facturar y justificar ese desplazamiento para que te abonen directamente en cuenta esa compensación.

En el caso del sector privado es distinto, ya que depende de cada convenio colectivo o de cada sector, incluso puede variar entre diferentes empresas. En cada convenio se fija el importe mínimo que deben pagar por cada kilómetro, pero la empresa puede pagar más si así lo considera.

Con la reciente subida del máximo exento en Renta por gastos de viajes de trabajo, los convenios colectivos deberían actualizarse para adaptarse a este cambio. 

Entonces, ¿qué es lo que aumenta a 0,26 euros por kilómetro?

El aumento de 0,19 a 0,26 euros por kilómetro es la cantidad máxima que queda exenta de declaración en la Renta. Por lo tanto, hay dos posibilidades. La primera, que tu convenio colectivo establezca una retribución de 0,26 euros o inferior. En ese caso, todo lo que te paguen por este concepto no tributa, no debes incluirlo en tu declaración de la Renta. La segunda posibilidad es que tu convenio colectivo fije un importe mayor, por ejemplo, 0,30 euros por kilómetro. En ese caso, 26 céntimos por kilómetro quedan exentos de IRPF, pero los otros 4 céntimos por kilómetro SI debes incluirlos en tu declaración de la Renta y tributar por ellos.

Como no debe tributar, tampoco debe someterse a retención la cantidad que te pague tu empresa que no supere el importe de 0,26 euros por kilómetro recorrido en concepto de gastos de kilometraje o gastos de locomoción.

El importe estaba fijado en 0,19 euros por kilómetro desde 2005, nada más y nada menos que hace 18 años. Así que la actualización de este importe era necesario. Además, la subida de la inflación a raíz de la crisis de covid-19 y de la guerra de Ucrania, son otros de los motivos con los que el Gobierno justifica esta subida.

Otra opción es que tengas un coche de empresa para estos desplazamientos, en ese caso, ¡OJO! con la retribución en especie. Si es tu caso, te recomendamos leer nuestra entrada en la que tratamos ese tema: Retribución en especie; tributación del coche de empresa. 

¿Crees que es suficiente con 0,26 euros por kilómetro o debería aumentarse aún más? Según un cálculo del Registro de Economistas de Asesores Fiscales (REAF) la suma del coste del combustible y del mantenimiento y amortización del vehículo supone 0,47 euros por kilómetro recorrido, cerca del doble del máximo exento. Y tú, ¿qué opinas? Déjanos un comentario con tu opinión aquí abajo. O si lo prefieres, a través del formulario de contacto puedes escribirnos una consulta o proponernos un tema sobre el que quieres que escribamos.

Adelante, déjanos tu comentario.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

  • Finalidad: Responder a tus comentarios.
  • Derechos: Podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y suprimir los datos en este formulario así como el derecho a presentar una reclamación ante una autoridad de control.
  • Información adicional: Puedes consultar la política de privacidad.