Saltar al contenido
Home » Blog » Caducidad de los procedimientos de Hacienda

Caducidad de los procedimientos de Hacienda

En este blog ya hemos comentado opciones (legales) para evitar o posponer las notificaciones de Hacienda. Hoy, nos centraremos en explicar cómo funciona la caducidad de los procedimientos de Hacienda y cómo sacarle partido a tú favor.

¿Qué es la caducidad de un procedimiento?

La caducidad puede definirse, entre nosotros, cómo la finalización del plazo máximo que tiene Hacienda para «mover ficha».

Si nos ponemos técnicos, diremos que la caducidad es la fecha a partir de la que Hacienda ha perdido su capacidad de actuar.

IMPORTANTE: Ten en cuenta que caducidad y prescripción, son dos conceptos distintos. Aquí te explicamos todo lo que necesitas saber sobre prescripción.

¿Cuál es el plazo de caducidad de un procedimiento?

El plazo de caducidad de un procedimiento es de 6 meses.

Según indica la Ley General Tributaria (art. 133 y 139), transcurridos 6 meses desde el inicio del procedimiento, sin que Hacienda resuelva, se produce la caducidad del mismo.

Dicho de otro modo, si entre el inicio del procedimiento y la resolución definitiva, transcurren más de 6 meses, ese procedimiento caduca.

¿Qué efectos tiene la caducidad de un procedimiento?

Que un procedimiento caduque NO quiere decir que hayas “ganado”. La caducidad supone que el procedimiento ha quedado “anulado”, es como si no se hubiera producido.

La buena notícia es que, si el procedimiento se realizaba sobre un impuesto que estaba a punto de prescribir y el procedimiento se ha caducado, es posible que hayas ganado la prescripción.

Dicho de otro modo, la caducidad puede ayudarte a ganar la prescripción (recuerda que, en el caso general, el plazo de prescripción es de cuatro años desde que finalizó el plazo voluntario de de declaración del impuesto).

La mala noticia es que Hacienda puede reiniciar las actuaciones, es decir, puede iniciar un nuevo procedimiento de gestión o de inspección siempre que, como apuntábamos, no haya prescrito su derecho a comprobar.

Además, si Hacienda reinicia las actuaciones, toda la documentación y/o manifestaciones que se hubieran producido en el procedimiento caducado pueden ser utilizados.

¿Un ejemplo?

Ejemplo caducidad de los procedimientos de Hacienda

Marc recibió, en fecha 16 de enero de 2024, notificación de inicio de requerimiento en revisión de la Renta de 2019.

En fecha 25 de enero de 2024 aportó explicación y justificantes que Hacienda solicitaba en su requerimiento.

Si en fecha 16 de julio de 2024 Hacienda NO ha resuelto el procedimiento, se habrá producido la caducidad del procedimiento.

En este ejemplo, además, atento porque Marc ha ganado la prescripción.

La Renta de 2019 se presentó como fecha límite el 30/06/2020 por lo que, si la prescripción es de 4 años, la Renta 2019 de Marc prescribe el 30/06/2024.

Hacienda, con la notificación de inicio del procedimiento, interrumpió la prescripción, pero, como el procedimiento ha caducado, ES COMO SI NO HUBIERA PASADO NADA. 

Marc ha ganado la prescripción y Hacienda ha perdido su derecho a revisar la Renta de 2020.

El truquito 🤓

El Tribunal Supremo ha fijado que, una vez haya caducado un procedimiento, si Hacienda quiere volver a iniciarlo (siempre que NO haya prescrito), debe reconocer la caducidad.

Dicho de otro modo, Hacienda ha de notificar que se ha producido la caducidad del procedimiento [TS 21-09-2023 y 29-09-2023]

En caso de que no lo haga, NO podrá iniciar un nuevo procedimiento de comprobación ni inspección. Si lo hiciera, sería tan fácil como alegar que el procedimiento es nulo.

¿Dudas sobre la caducidad?¿Quieres saber si has ganado la prescripción? Sabes que estás a un click de resolverlas. Sólo tienes que ponerte en contacto con nosotros a través del formulario. También puedes dejarnos un comentario o, si eres de los tímidos, envíanos directamente un mail a consultas@tuexpertofiscal.es.

Adelante, déjanos tu comentario.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

  • Finalidad: Responder a tus comentarios.
  • Derechos: Podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y suprimir los datos en este formulario así como el derecho a presentar una reclamación ante una autoridad de control.
  • Información adicional: Puedes consultar la política de privacidad.